¿Estoy detenido? lo primero que preguntó El Güero Palma


 Enfundado en un pantalón de mezclilla, camisa color celeste, zapatos de gamuza café y gorra negra, Luis Palma Salazar, “El Güero”,  apenas pisó territorio mexicano, preguntó a los agentes de la PGR: “¿Estoy detenido?”

En el Puente Internacional Puerta México en la frontera de Matamoros, tras ser entregado por el Gobierno de Estados Unidos, uno de los agentes les respondió: “No, señor”.

“El Güero” Palma fue recibido por personal del INM que lo condujo a la estación migratoria, donde antes de ingresar le retiraron las esposas.

Por casi hora y media, el cofundador del cártel de Sinaloa era revisado por un médico y llenaba papelería, en tanto que afuera de la estación migratoria había elementos de la Secretaría de Marina y del Ejército custodiando la zona y esperando a que Palma Salazar quedara a su disposición.

Cuando terminó el trámite de repatriación, Palma fue trasladado por los marinos hasta el aeropuerto de Matamoros, donde ya lo esperaba una aeronave de la Procuraduría General de la República (PGR).

Al capo se le liberó el viernes de una prisión de máxima seguridad en la que estuvo recluido 9 años.

En el operativo de repatriación se mantuvo callado y la única vez que habló fue cuando cuestionó sobre su situación legal a los agentes de la PGR.

0741_hector-luis-palma-salazar-el-guero_620x350-1

Comparte esto:
Previous Artesanos proyectan al extranjero nuestra riqueza cultural, destaca Peña Nieto
Next Artistas solicitan a gobiernos del mundo que aumenten el apoyo para refugiados

No Comment

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *